19.El Futuro del Mundo Predicho

“Descubriendo los Misterios de Genesis - Un Estudio sobre el Principio y el Fin en la Biblia” es un curso Biblico que tiene como proposito explicar las grandes profecias de la Biblia desde la perspectiva del libro de Genesis. Usted se maravillara de la forma clara, sencilla y profunda en que el pastor Esteban Bohr explica estas profecias.En esta página podrá escuchar el tema o puede también bajarlo a su computadora para que lo pueda estudiar. Son 38 temas en esta página empezaremos con el primer tema “El dia casi olvidado”


19.El Futuro del Mundo Predicho

El Futuro del Mundo Predicho 1 de de 2

El Futuro del Mundo Predicho (primera parte de dos)

Vamos a comenzar una serie de temas relacionados con las grandes profecías de las Sagradas Escrituras. Hemos colocado el ambiente o el marco para eso, en los temas que ya hemos analizado. Pero ahora vamos a entrar a un estudio intenso de algunas de las grandes profecías que encontramos en los libros de Daniel y Apocalipsis.

Quiero comenzar nuestro estudio en el libro de Génesis el capítulo 1 y en el versículo 28. Hemos comenzado varias veces por este versículo porque es supremamente importante.

Dice allí en Génesis 1:28, hablando de la creación del hombre: "Y los bendijo Dios, y les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla", y ahora vienen dos puntos claves que quiero subrayar, "y señoread", significa reinar, "en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra".

Como hemos visto, Dios colocó al hombre como rey de este planeta. El rey era la función, y el territorio era el Planeta Tierra. Pero hemos visto que como resultado del pecado, la Biblia nos dice que el reinado de este mundo fue usurpado o fue robado por Satanás.

Eso lo encontramos en el evangelio según San Lucas, el capítulo 4 y los versículos 5 y 6. Dice: "Y le llevó el diablo a un alto monte, y le mostró en un momento todos los reinos de la tierra", fijense, le mostró todos los reinos de la tierra. "Y le dijo el diablo: A ti te daré toda esta potestad, y la gloria de ellos; porque a mí me ha sido entregada, y a quien quiero la doy".

Adán le entregó a Satanás los reinos de este mundo. Ya el hombre no era rey. Satanás era el rey. Pero Jesús había prometido que él iba a venir a esta tierra para recuperar lo que perdieron Adán y Eva. Y así fue que cuando Cristo en la cruz del Calvario dijo, "consumado es", Satanás había recibido su golpe mortal en la cabeza.

Cristo le quitó, legalmente, los reinos de la tierra a Satanás, y ahora Jesús era el reinante sobre este mundo. Eso es lo que encontramos en el evangelio según San Juan, el capítulo 12 y los versículos 31 al 33. Aquí Jesús está por ir a la cruz del Calvario y quiero que noten lo que Jesús dice cuando está a punto de ir a la cruz para ganar nuevamente los reinos del mundo.

Dice: "Ahora es el juicio de este mundo; ahora el príncipe", algunas versiones dicen gobernante, "ahora el príncipe de este mundo será echado fuera. Y yo, si fuere levantado de la tierra, a todos atraeré a mí mismo. Y decía esto dando a entender de qué muerte iba a morir".

Es decir, la muerte de Cristo iba a echar fuera a Satanás. Hasta el momento que Cristo murió en la cruz, Satanás representaba el Planeta Tierra. Y cuando se realizaba una reunión en el cielo Satanás iba representando este planeta allá. Lo encontramos por ejemplo en el libro de Job el capítulo 1 y también el capítulo 2. Cuando se celebraba una reunión en el cielo, Satanás iba representando este mundo porque él le había quitado el reino a Adán quien era el que debería haber estado en esa reunión celestial.

Pero como dice en San Juan 12, el diablo, el príncipe de este mundo, fue echado fuera cuando el Señor Jesucristo murió en la cruz. Es decir, Jesús ahora, legalmente, ocupa el reino de este mundo, ocupa el trono de este mundo.

Noten también lo que dice Apocalipsis el capítulo 12, y quiero leer el versículo 12. Después de hablar de la muerte de Jesús, nos dice en el versículo 12: "Por lo cual alegraos, cielos, y los que moráis en ellos. ¡Ay de los moradores de la tierra y del mar! porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo".

¿Notaron ustedes que dice que el diablo ha descendido a vosotros, teniendo grande ira? ¿Ha descendido de dónde? es la pregunta clave.

Noten lo que dice el versículo 10. "Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche".

¿De dónde fue echado Satanás? Del lugar de donde acusaba el pueblo de Dios día y noche. Es decir, el diablo antes de la cruz, como le había quitado el trono a Adán, iba al cielo representando este mundo, pero como dice en Job 1, iba para acusar a los hijos de Dios que se encontraban aquí en la tierra.

Pero en la cruz fue lanzado fuera. Sin embargo, al mirar al mundo, no pareciera que Jesús estuviera gobernando este mundo, porque el mundo se está desmoronando.

Los reinos están peleando unos contra otros. Todo parece estar fuera de control. Y nos hace preguntar, cómo es que Cristo es el rey de este mundo, cómo es que Cristo recuperó el trono, y hay tantos reinos peleando y parece que todo está fuera de control.

La sencilla explicación es que cuando Cristo murió en la cruz, legalmente en un tribunal, por así decirlo, le quitó el reino legalmente a Satanás. Pero, como dice en Apocalips 12, Satanás sabe que por eso tiene poco tiempo. Así que él está llevando a las naciones a luchar una contra otra.

Quiere dar la impresión de que él está en control, porque él no quiere que la gente sepa que Jesús ahora legalmente es el Rey de este mundo. Ahora la profecía que vamos a estudiar en nuestro tema de hoy es crucial entenderla porque vamos a estudiar otras profecías en noches subsiguientes que están estrechamente relacionadas con esta profecía.

 

Vamos a estudiar la profecía de Daniel el capítulo 2. Y antes de entrar a estudiar este capítulo necesito hacerles una explicación muy importante.

Hay tres escuelas de interpretación profética.

La primera escuela se llama la escuela preterista. Es la idea de que la mayoría de las profecías de Daniel y Apocalipsis ya se cumplieron en el pasado. Se cumplieron en el Antiguo Testamento y con los emperadores romanos.

Hay otra escuela de interpretación profética que enseña que la mayoría de las profecías no se han cumplido todavía sino que se van a cumplir en el futuro.

Hay una tercera escuela que es aquella escuela a la cual pertenezco yo a base de mi estudio de las Sagradas Escrituras de las profecías que se llama el método histórico de estudiar las profecías.

Quiero explicarles qué método es ese. Es la idea de que las grandes profecías de Daniel y Apocalipsis comienzan a cumplirse en los días en que escribió el profeta. Y luego esas profecías se cumplen en sucesión continuada sin interrupción hasta la segunda venida de Jesús.

Es decir que las profecías comienzan a cumplirse cuando el profeta escribe. Ahí comienza la secuencia. Luego esas profecías se cumplen por una secuencia de eventos que culminan finalmente con el establecimiento del reino eterno de Jesús. Y todo lo que se encuentra entre el reino del profeta y el tiempo cuando se establece el reino eterno son eventos en el transcurso de la historia, que se realizan un evento tras otro sin paréntesis y sin interrupción.

Esta profecía que vamos a estudiar es el ejemplo clásico del método histórico de interpretar las profecías. Es la profecía de Daniel, el capítulo 2.

Vayan conmigo a este magnífico libro de Daniel, uno de los libros mas proféticos del Antiguo Testamento. Y vamos a analizar esta historia tan interesante. Ahora, este capítulo presenta un sueño que tuvo un rey. Pero antes de interpretar el sueño necesitamos entender lo que sucedió antes de que Daniel interpretara el significado del sueño.

Vamos a Daniel, el capítulo 2 y el versículo 29. Quiero que noten lo que el rey estaba pensando cuando se durmió esa noche. Dice allí Daniel, hablándole al rey: "Estando tú, oh rey, en tu cama, te vinieron pensamientos por saber lo que había de ser en lo por venir, y el que revela los misterios te mostró lo que ha de ser".

¿Qué estaba pensando el rey cuando se acostó a dormir? Estaba pensando en lo que iba a ser el futuro del mundo. El futuro de su reino. Ahora yo pregunto, ¿creen ustedes que Dios sabía lo que el rey estaba pensando? Claro que sí. Noten que el texto dice que subieron pensamientos en su mente. Es decir, él no estaba hablando sobre el futuro de su reino. Estaba pensando en el futuro de su reino. Y lo interesante es que Dios sabía lo que el rey estaba pensando.

Y por lo tanto Dios dice: "¿Tú estás interesado en el futuro de tu reino? Pues yo te voy a dar un sueño que te va a indicar ese futuro". Así que Dios le da al rey un sueño para que él pudiera entender lo que iba a pasar con su reino y lo que iba a pasar en el futuro. Lo interesante es que según Daniel el capítulo 2 y el versículo 3 algo muy extraño sucedió. Daniel 2:3. El rey llama a sus expertos, a sus magos, a sus astrólogos, adivinos y dice en el versículo 3: "He tenido un sueño y mi espíritu se ha turbado por saber el sueño. Es decir, el rey sabía que había soñado pero no se acordaba qué es lo que había soñado.

Ahora, qué interesante que Dios le diera al rey un sueño y luego entonces Dios lo llevara a olvidar el sueño cuando se despertara. Es algo muy extraño. ¿Por qué Dios le iba a dar un sueño sobre el futuro de su reino para luego llevarlo a olvidar su sueño. Bueno, había una razón muy especial.

Yo quiero que ustedes noten que aquí en Daniel en el capítulo 2 se está realizando un juego y un contra-juego. Está jugando Dios y está jugando también Satanás. Esto demuestra que hay dos poderes en el mundo invisible que están luchando tremendamente detrás del telón de la historia. Ahora, ¿por qué razón llevó Dios al rey a olvidar el sueño?

Porque Dios sabía que cuando olvidara el sueño el rey iba a mandar a llamar a todos los expertos de su reino. Dios sabía que inmediatamente el rey no sabiendo qué era el sueño, pero sabiendo que había soñado, iba a llamar a los magos, a los astrólogos, a los adivinos, a los que leían la palma de la mano, a los que leían la señal del zodíaco, los iba a llamar para que le dijeran el sueño, y le explicaran el significado del sueño. Dios sabía que cuando él llamara a estos charlatanes, ellos no le iban a poder decir el sueño.

Es decir, el propósito de Dios de llevar al rey a olvidar el sueño era que Dios quería desenmascarar a estos charlatanes. Quería desenmascarar todos estos métodos que ellos usaban para tratar de anunciar lo que iba a suceder en el futuro. Y así exactamente pasó. El rey mandó a llamar a los magos, a los astrólogos, a los adivinos, a los caldeos. Vinieron y el rey les dijo: "Miren, yo he tenido un sueño, y se me olvidó el sueño. Yo quiero que ustedes me digan el sueño".

Imagínense eso. Ahora, yo les quiero preguntar, ¿ustedes creen que Satanás es capaz de leer los pensamientos? ¿Creen que Satanás es capaz de leer nuestros pensamientos? No.

Si Satanás hubiera sido capaz de leer los pensamientos, ¿podría haber leído el sueño que Dios le dio al rey Nabucodonosor cuando lo estaba pensando? Claro que sí. ¿Ustedes creen que el diablo se estaba muriendo por decirle al rey el sueño que había tenido a través de estos charlatanes? ¡Claro que sí! Pero lo interesante es que estos charlatanes no pudieron decirle al rey el sueño.

Lo cual significa que Satanás no era capaz de leer los pensamientos del rey. Dios sí. Porque cuando el rey se durmió Dios sabía qué estaba pensando. Pero Dios ocultó el sueño y Satanás no pudo leer sus pensamientos por eso no le pudo susurrar a estos charlatanes el sueño que había tenido el rey. Ahora, estos charlatanes usaban toda clase de métodos prohibidos para tratar de revelar lo que iba a suceder en el futuro. Si ustedes leen, y solamente voy a mencionar este pasage, Deuteronomio 18:9-12, nos da toda una lista de prácticas que Dios prohibió que la gente usara para determinar el futuro.

Por ejemplo, prohibió el intento de comunicarse con los muertos.

Prohibió el intento de leer el destino en las estrellas.

Prohibió terminantemente procurar leer el destino a través de siquícos.

Hoy son aquellos que leen el futuro supuestamente en la bola de cristal.

Es decir, en los tiempos bíblicos hubiera sido muy prohibido tratar de determinar el futuro mirando lo que tiene que decir Walter Mercado en el televisor, porque ese método según Dios, es un método prohibido.

Ahora, quiero que noten en Daniel el capítulo 2, y el versículo 10, lo que sucede cuando estos charlatanes comparecen ante el rey. Daniel 2:10.

Dice aquí: "Los caldeos respondieron delante del rey, y dijeron: No hay hombre sobre la tierra que pueda declarar el asunto del rey; además de esto, ningún rey, príncipe ni señor preguntó cosa semejante a ningún mago ni astrólogo, ni caldeo". Le dicen, "lo que tú estás pidiendo es imposible. Tú estás pidiendo algo injusto, que nosotros digamos el sueño.

Ahora, nosotros podemos decirte lo que significa el sueño si tú nos dices el sueño, pero no podemos decirte el sueño. No debes estar pidiéndonos a nosotros que te digamos cuál es el sueño". Y luego ellos dicen algo muy revelador.

En el versículo 11encontramos que estos charlatanes dicen: "Porque el asunto que el rey demanda es difícil, y no hay quien lo pueda declarar al rey", ahora escuchen bien, "salvo los dioses cuya morada no es con la carne".

Yo pregunto, ¿qué hacen los dioses paganos? ¿Revelan la verdad u ocultan la verdad?

Díganme ustedes, los dioses paganos según estos charlatanes, "revelan la verdad u ocultan la verdad? ¡La ocultan! Porque dicen, "miren, esto solamente lo pueden explicar los dioses. Y ellos no habitan con carne. Ellos no habitan con los seres humanos. Así que, ellos tienen ese secreto que no lo revelan a los otros".

¡Cuán diferente es el Dios de la Biblia! Noten San Juan el capítulo 1 y el versículo 14. Una expresión muy parecida a esta. Hablando del Señor Jesucristo quien se le llama el Verbo, quien se le llama Dios. Dice: "Y aquel Verbo fue hecho carne", el Verbo quien era Dios fue hecho carne, "y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad".

 

Yo pregunto, ¿Dios revela su voluntad a través de Jesús quien se hizo carne? Claro que sí. Dios es un Dios que revela su voluntad a los seres humanos. Los dioses paganos no les interesa revelar la verdad, sino que les interesa ocultar la verdad porque ellos no moran con carne.

Es decir, el Dios de la Biblia es Dios que revela sus secretos, mientras que los dioses paganos son dioses que ocultan sus secretos.

Es decir, Dios quería que Nabucodonosor conociera estas cosas que había visto en su sueño. Ahora, fíjense lo que hace Satanás. Dios sabe que el rey está soñando en cuanto al futuro de su reino. Así que Dios dice, "yo sé que tú estás soñando en cuanto al futuro de tu reino. Bueno te voy a dar un sueño para que te conteste tus inquietudes". Y luego Dios cuando se despierta dice, "no, olvídate del sueño. Porque Dios quiere al llevarlo a olvidar el sueño, que el rey mande a llamar a los charlatanes para que se pueda demostrar que estos individuos que profesan tener un canal directo de comunicación con los dioses, en realidad no tienen ninguna comunicación con los dioses.

Satanás queda derrotado, porque se demuestra que la religión de Babilonia está en bancarrota. Así que el diablo ahora dice: "¡Ajá!, tú me desenmascaraste a mi gente, ahora yo voy a hacer algo. Yo voy a mandar a matar a Daniel y a sus tres compañeros, que están en ese grupo de individuos".

Así que Satanás obra sobre la mente del rey y le dice: "Mira, todos esos son unos charlatanes. Sácalos y mátalos". ¿Y quiénes estaban entre los sabios de Babilonia? Estaba Daniel y sus tres amigos. Saben que para este tiempo ya Satanás sabía que Daniel y sus compañeros le iban a representar un problema en el reino.

Porque en Daniel el capítulo, habían rehusado comer la comida del rey y habían rehusado beber la bebida del rey. Es decir, Satanás ya estaba diciendo: "Estos individuos me van a ser un problema en el futuro. Porque son fieles a su Dios. Así que en el capítulo 2, Satanás influye sobre el rey y le dice: "Mira, estos charlatanes no saben nada, no son capaces de revelar nada. Sácalos y mátalos". Porque el diablo sabe que entre los sabios está Daniel y sus tres amigos. Dice, "yo entonces te voy a matar a tu gente". Fíjense como aquí tenemos un juego y contrajuego, juego y contrajuego.

Así que Dios dice; "Ah, ¿tú crees que me vas a matar a Daniel y vas a matar a los tres amigos de Daniel? No, no, no. Antes lo que va a pasar es que yo voy a traer a Daniel a la prominencia en el reino". Y así fue que sucedió, porque cuando mandaron a matar a todos los magos y fueron a buscar a Daniel, Daniel dijo: "No, no, no. No tan rápido. Aguántense que nosotros vamos a ir a consultar con nuestro Dios para que nos diga el sueño y la interpretación del sueño".

Y en vez de Daniel y sus amigos ser destruidos por el rey, Daniel y sus compañeros se hicieron los personajes mas famosos en el reino. Es decir, Dios está contrarrestando la obra que está haciendo Satanás. Y quiero que noten el método que usaron Daniel y sus compañeros para descubrir el sueño y la interpretación del sueño. Daniel 2 y los versículos 15 al 19.

Dice allí: "Habló y dijo a Arioc capitán del rey: ¿Cuál es la causa de que este edicto se publique de parte del rey tan apresuradamente? Entonces Arioc hizo saber a Daniel lo que había. Y Daniel entró y pidió al rey que le diese tiempo, y que él mostraría la interpretación al rey.

Luego se fue Daniel a su casa e hizo saber lo que había a Ananías, Misael y Asarías, sus compañeros", para que fueran y miraran la bola de cristal. No, gracias.

Para que fueran y miraran la señal del zodíaco. No.

Para que le leyeran la palma de la mano. ¡No!

¡Esa es no es la forma! Dice en el versículo 18: "Para que pidiesen misericordias del Dios del cielo sobre este misterio, a fin de que Daniel y sus compañeros no pereciesen con los otros sabios de Babilonia". ¿Cómo era que Dios iba a revelar su secreto? ¿A través de los muertos, a través de los síquicos, a través de la bola de cristal, a través de las señales del zodíaco, a través de la palma de la mano? ¡No!

¿A través de qué? ¡A través de la oración! Que pidieran las misericordias de Dios para que Dios revelara su secreto.

En Amós el capítulo 3 y el versículo 7, ese versículo tan bien conocido dice: "Porque no hará nada Jehová el Señor, sin que revele su secreto" ¿a quiénes? "Sin que revele su secreto a sus siervos los profetas".

Así que encontramos muy interesante esta historia. Dios sabe lo que el rey está pensando y por lo tanto le da un sueño para mostrarle lo que él está pensando. "Mira, este es el futuro de tu reino". Cuando el rey se despierta Dios le dice: "Mira, olvídate de tu sueño. Porque Dios sabe que va a llamar a los magos, los astrólogos y los adivinos. Y los manda a llamar. Y se demuestran todos unos charlatanes porque no son capaces de decirle al rey el sueño. Así que Satanás dice: "¿Así es la cosa? Entonces voy a mandar a matar a todos e influye sobre el rey para que mate a todos los sabios porque quiere que Daniel y sus tres compañeros perezcan. Dios dice: "¿Tú crees que me vas a matar a mis muchachos? No, no, no. Antes con lo que tú estás haciendo ahora ellos van a llegar a ser famosos en el reino. Es decir, ellos ahora van a ser usados por mí en el reino de Babilonia".

Dios no hace nada sin que revele su secreto a sus siervos los profetas. ¿Y saben que en Isaías 46 y los versículos 9 y 10 tenemos un concepto muy interesante. Quiero leerles esos versículos.

Dice allí: "Acordaos de las cosas pasadas desde los tiempos antiguos; porque yo soy Dios, y no hay otro Dios, y nada hay semejante a mí". Ahora escuchen esto. "Que anuncio lo por venir desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho; que digo: Mi consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero".

¿Qué dice este texto? Que Dios anuncia lo por venir desde el principio. Es decir, Dios conoce el fin desde el principio. El ya sabe lo que va a ocurrir. Mientras que el diablo solamente puede adivinar. Por eso el diablo comete errores. En una de nuestras presentaciones anteriores les presenté el panorama de que en la historia es como un juego de ajedréz, donde en un lado de la mesa se sienta Satanás y en el otro lado de la mesa se sienta Jesús. y el movimiento de las fichas son los movimientos históricos. Entonces Jesús le dice a Satanás: "Juega. Y Satanás juega. Entonces Cristo le dice: Está bien. Ya jugaste. Ahora me toca a mí. Y entonces hace Jesús una jugada en la historia. Y el diablo dice: "Ay, lástima, yo no sabía que él iba a jugar así". Pero entonces el se busca la manera de contrarrestar lo que hizo Jesús. Y así la historia se mueve. Dios juega. Satanás contrajuega. Dios juega. Satanás contra juega. ¿Pero saben algo muy interesante?

El Señor Jesucristo va a ganar el juego. ¿Saben por qué va a ganar el juego? Porque Satanás solamente puede advinar cómo va a jugar Dios. Mientras que Dios ya sabe desde el principio todas las jugadas que va a hacer Satanás. Si usted empieza a jugar un juego y ya sabe todas las jugadas que va a hacer el contrario antes de que empieze el juego, usted no puede perder. Así es con Dios. Dios sabe exactamente lo que va a hacer Satanás en el curso de la historia. Y luego encontramos en la historia de Daniel 2 que Daniel le da gloria y honra y alabanza a Dios por haberle mostrado el sueño. Y pide la opurtunidad de comparecer ante el rey.

Ahora noten lo que encontramos en Daniel el capítulo 2 y los versículos 31 al 34. Aquí llegamos ya al sueño del rey Nabucodonosor. Dice Daniel: "Tú, oh rey, veías, y he aquí una gran imagen". Una estatua. "Esta imagen, que era muy grande, y cuya gloria era muy sublime, estaba en pie delante de ti, y su aspecto era terrible". Ahora quiero que usen su imaginación.

 

32 "La cabeza de esta imagen era de oro fino;

su pecho y sus brazos, de plata;

su vientre y sus muslos, de bronce;

33 sus piernas, de hierro;

sus pies, en parte de hierro y en parte de barro cocido.

34 Estabas mirando, hasta que una piedra fue cortada, no con mano, e hirió a la imagen en sus pies de hierro y de barro cocido, y los desmenuzó.

35 Entonces fueron desmenuzados también el hierro, el barro cocido, el bronce, la plata y el oro, y fueron como tamo de las eras del verano, y se los llevó el viento sin que de ellos quedara rastro alguno. Mas la piedra que hirió a la imagen fue hecha un gran monte que llenó toda la tierra".

 

Este es el sueño. Una estatua. Cabeza de oro. Pecho y brazos de plata. Vientre de bronce. Piernas de hierro. Pies de hierro mezclado con barro. Una gran piedra que viene a toda velocidad, pega en los pies de la imagen. Destruye toda la imagen todos los metales, los pies, etc. Y luego la piedra se convierte en una montaña que llena toda la tierra. Inmediatamente nos preguntamos qué significa este sueño. Bueno, permítanme en primer lugar mencionar que en este sueño el valor de los metales va disminuyendo. Oro, plata, bronce, hierro y cuando uno llega a los pies ni hierro puro hay. Es decir, la historia va a ir mejorando, ¿verdad que sí? Cada reino va a ser mejor que el anterior. No.

Significa que la historia va a ir de mal en peor. Se va a degenerar o se va a deteriorar. Pero noten también que a medida que va bajando el valor de los metales, también va subiendo la consistencia y la fuerza de los metales.

Porque el mas fuerte ¿es qué cosa? El mas fuerte es el hierro. Es decir, que los reinos van a ir degenerando pero al mismo tiempo se van a volver ¿mas qué? Mas despóticos, mas tiranos y mas rudos según la secuencia de los metales de Daniel el capítulo 2. Ahora, ¿qué representan estos símbolos de Daniel 2? Volvamos otra vez al capítulo 2 y al versículo 38, y vamos a ver la interpretación que Daniel da a este sueño.

Vamos a empezar en el versículo 37 para el contexto.

Dice: "Tú, oh rey, eres rey de reyes; porque el Dios del cielo te ha dado reino, poder, fuerza y majestad.

38 Y dondequiera que habitan hijos de hombres, bestias del campo y aves del cielo, él los ha entregado en tu mano, y te ha dado el dominio sobre todo";

¿quién fue el que le dio el dominio a Nabucodonosor? ¿Fue porque tenía mejores ejércitos, mas armas, porque era mas poderoso, mas inteligente? No. ¿Quién le dio el reino a Nabucodonosor? Fue Dios. ¿Quién es el que controla y dirije la historia? Es Dios, según este texto.

Y luego dice la última parte del versículo 38 "tú eres aquella cabeza de oro".¿Sobre qué reino gobernaba Nabucodonosor? El gobernaba sobre el reino de Babilonia.

Y les voy a dar las fechas. Las fechas son del año 605 al año 539 a.C. Esto lo pueden leer en cualquier libro de historia. Es decir, que este sueño empieza en los días cuando vivió el profeta. Como dijimos, el sueño o esta profecía empieza a cumplirse en los días en que está viviendo el profeta.

En los días cuando vive el rey. Ahí comienza. Y claro, termina con el reino eterno. ¿Verdad que sí? Termina con la piedra. Y termina con la montaña. Y todo lo que está en el medio son los eventos que llevan a ese clímax final.

Ahora, noten lo que sigue diciendo en el versículo 39. "Y después de ti se levantará otro reino inferior al tuyo"; ¿se dan cuenta que van degenerándose los reinos? Dice: "Se levantará otro reino inferior al tuyo".

Ahora yo pregunto, ¿cuál fue el reino que conquistó a Babilonia? El reino que conquistó a Babilonia fue Medo Persia. Y el reino de los Medos y los Persas duró desde el año 539 cuando conquistaron la ciudad de Babilonia, hasta el año 331 a.C. Ese fue el reino de los Medos y los Persas. Lo pueden leer en cualquier historia eclesiástica o aun historia universal.

Van a encontrar que esa es la secuencia de los reinos. Y dicho sea de paso, no tenemos que adivinar, porque en Daniel el capítulo 5, que es una profecía que no vamos a alcanzar a estudiar en esta serie, en Daniel 5 dice que el reino de Babilonia cayó en manos de los Medos y los Persas. El mismo libro de Daniel dice que el reino que sucedió a Babilonia fue el reino de los Medos y los Persas que conquistaron a Babilonia. Y luego noten lo que sigue diciendo en el versículo 39.

"Y luego un tercer reino de bronce". Ahora yo pregunto, ¿cuál reino sucedió al reino de los Medos y los Persas? Si ustedes miran la historia van a encontrar que fue el reino de los griegos. Es decir, Grecia sucedió al reino de los Medos y los Persas. Ese es el tercer reino. Y el reino de los griegos gobernó desde el año 331 hasta el año 168 a.C.

Fíjense que están cumpliéndose sin interrupción, sin paréntesis, uno tras otro. Pero el tercer reino no es el último. Recuerden que hay cuatro metales. Cabeza de oro, pecho y brazos de plata, vientre de bronce, piernas de hierro. Y luego los pies que es una mezcla. A eso vamos mas adelante.

Sigue diciendo en el versículo 39: "el cual dominará sobre toda la tierra", el de bronce. Y ahora vamos al versículo 40. "Y el cuarto reino será fuerte como hierro; y como el hierro desmenuza y rompe todas las cosas, desmenuzará y quebrantará todo". Ahora yo pregunto, ¿cuál fue el reino que conquistó a los griegos, el reino que sucedió al reino de los griegos. No cabe duda alguna de que fue el Imperio Romano.

Así que tenemos en Daniel el capítulo 2, cuatro reinos, empezando con los días de Nabucodonosor y llevando hasta el Imperio Romano. Tenemos a Babilonia, tenemos a Medo Persia, tenemos a Grecia y tenemos el Imperio Romano.

Pero la visión o el sueño no termina a allí. Noten lo que dice el versículo 41. "Y lo que viste de los pies y los dedos", ¿cuántos dedos hay? Diez. Dos pies tienen 10 dedos. Dice: "Y lo que viste de los pies y los dedos, en parte de barro cocido", ¿de qué clase de barro cocido? "Barro cocido de alfarero y en parte de hierro, será un reino dividido"; ¿cuál reino será dividido? Tiene que ser el cuarto reino. Y dice: "Mas habrá en él algo de la fuerza del hierro, así como viste hierro mezclado con barro cocido". Ahora, ¿qué representan las piernas de hierro? Ya hemos visto que las piernas de hierro representan a Roma, el Imperio Romano.

Yo pregunto, ¿los pies tienen también hierro? Claro que tienen hierro. Entonces yo pregunto, ¿en los pies continúa Roma? Claro que sí. Porque si el hierro de las piernas es Roma, y los pies tienen hierro significa que Roma va a continuar en los pies de la imagen. Pero quiero que noten que la Roma de los pies es otro tipo de Roma. Es una Roma dividida, en cuanto a reinos. Diez, porque son diez dedos de los pies. Y es una Roma adulterada o una Roma amalgamada. Es decir, hay una mezcla entre el hierro del Imperio Romano y barro, ¿qué clase de barro? Barro de alfarero.

Un detalle muy importante. Es decir, Roma iba a continuar después que cayera el Imperio Romano, Roma iba a continuar, pero iba a continuar en un estado dividido e iba a haber una mezcla entre dos elementos que no deben ir juntos. Porque nadie en su sano juicio mezcla hierro con barro porque son dos sustancias radicalmente distintas. ¿Está claro en sus mentes que en los pies continúa Roma? Claro que sí. Pero es una Roma ¿de qué clase? Dividida. Y es una Roma que tiene una amalgama o tiene una mezcla de dos diferentes esencias que no deben ir juntas.

Ahora, en Daniel 2 tenemos símbolos. ¿Sí o no? Yo pregunto, ¿el oro representa algo? Sí, el oro representa a Babilonia. ¿La plata es un símbolo? La plata es Medo Persia. ¿El bronce es un símbolo? Claro que sí. El bronce representa a Grecia. ¿El hierro es un símbolo? Claro que sí. ¿La piedra es un símbolo? Cómo no. ¿La montaña es un símbolo? Claro que sí. Entonces yo pregunto, ¿el barro también debe representar algo? ¿El barro también debe simbolizar algo? Claro que sí.

Ahora, la pregunta clave es, ¿qué representa o qué simboliza el barro? Vamos a Génesis, el capítulo 2 y el versículo 7 y aquí vamos a avanzar rapidito porque tenemos material todavía mucho que cubrir, pero esto es muy importante lo que voy a cubrir ahora.

Está hablando de la creación del hombre. Dice: "Entonces Jehová Dios formó al hombre del polvo de la tierra". ¿El cuerpo del hombre está compuesto de qué? Está compuesto del polvo de la tierra. Y ahora escuchen. "Y sopló en su nariz aliento de vida y fue el hombre un ser viviente". Es decir, Dios hizo un cuerpo de polvo. Lo formó de polvo. Luego le dio a ese cuerpo ¿la capacidad de qué? Le dio su Espíritu o su aliento. Y el resultado fue que ese cuerpo ahora se volvió vivo. Es decir, empezó a funcionar. Todos los miembros, todas sus partes empezaron a funcionar. Y ustedes dicen ¿y esto que tiene que ver con Daniel 2? Ya van a darse cuenta. Vayan conmigo a Isaías el capítulo 64 y el versículo 8.

Muy interesante que el barro que usó Dios, no era barro común y corriente. No era polvo común y corriente, sino que era barro de alfarero. Noten Isaías 64:8. Dice: "Ahora pues, Jehová, tú eres nuestro padre; nosotros barro, y tú el que nos formaste, así que obra de tus manos somos todos nosotros". ¿De qué nos hizo Dios? ¿De qué hizo Dios el cuerpo? De polvo, ¿pero que clase de polvo? Era polvo mojado, era barro. Y Dios lo formó con sus propias manos como trabaja un alfarero. Es decir, el cuerpo del hombre fue hecho de lodo y Dios lo hizo como la obra de un alfarero. ¿Y luego Dios le dio qué cosa? El aliento de vida y entonces ese cuerpo vivió y empezaron todos los miembros del cuerpo a funcionar.

Ahora, ustedes dicen, ¿por qué está llevándonos a Génesis para hablar de la creación del cuerpo del hombre y del aliento que Dios le dio a ese cuerpo para que el cuerpo funcionara? Porque tiene una relación estrecha con la profecía de Daniel el capítulo 2. Vayan conmigo a Jeremías 18:1-6.

Saben que lo que hizo Dios para crear el cuerpo literal del hombre, lo usó Dios simbólicamente para crear a su iglesia en el Antiguo Testamento. "Palabra de Jehová que vino a Jeremías, diciendo: Levántate y vete a casa del alfarero, y allí te haré oir mis palabras. Y descendí a casa del alfarero, y he aquí que él trabajaba sobre la rueda. Y la vasija de barro que él hacía se echó a perder en su mano; y volvió y la hizo otra vasija, según le pareció mejor hacerla". Saben que el quebrar del brazo o el daño que le pasó al vaso representa el cautiverio de Israel. Fueron llevados cautivos a Babilonia. Pero luego noten lo que sucede en el versículo 5. "Entonces vino a mí palabra de Jehová diciendo": ¿Qué significa que volvió a hacer la vasija de barro? Dios los volvió a traer de Babilonia.

Los volvió a formar como su pueblo en Jerusalén. Dice en el versículo 6: "¿No podré yo hacer de vosotros como este alfarero, oh casa de Israel? dice Jehová. He aquí que como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano, oh casa de Israel". ¿Qué representa el vaso del alfarero simbólicamente? Representa la casa de Israel que era la iglesia de Cristo en el Antiguo Testamento.

Así como Dios formó el cuerpo del hombre de barro literal, respiró en su nariz aliento de vida, de la misma manera Dios formó a su pueblo en el Antiguo Testamento, a Israel, de barro, pero no era barro literal sino que el barro representaba a su pueblo que Dios formó.

Lo sacó de Egipto. Los formó. Los cuidó. Luego fueron llevados cautivos a Babilonia. Se dañó el vaso que Dios había hecho. Entonces Dios los sacó de Babilonia y los volvió a traer a su tierra.

Es decir, hizo el vaso de nuevo. Es decir, el vaso de alfarero representa al pueblo de Dios.

Representa a la iglesia de Jesús en el Antiguo Testamento simbólicamente.

Ahora yo pregunto, en el Nuevo Testamento, ¿qué es el cuerpo de Cristo? Ustedes deben de saber esto. ¿Qué es el cuerpo de Cristo en el Nuevo Testamento que Jesús formó? Es la iglesia. Les menciono nada mas el versículo. Colosenses 1:18. Dice que la iglesia es el cuerpo de Cristo.

¿Y de qué está compuesto el cuerpo? ¿De qué está compuesto el cuerpo espiritualmente? De muchos miembros sí, ¿pero de qué está compuesto el cuerpo literalmente? De barro. ¿Quién formó ese barro? Dios formó ese cuerpo. ¿De qué está compuesta simbólicamente la iglesia? De barro. ¿Quién formó a la iglesia de barro, no literalmente sino simbólicamente? Fue Jesús.

Ahora yo les pregunto, cuando el Señor Jesucristo formó a su iglesia, ¿qué le faltaba a la iglesia para poder funcionar? ¿Qué le faltaba al cuerpo de Cristo para poder funcionar? ¿Qué le faltaba al cuerpo cuando Dios creó el hombre? ¡Oh, le faltaba el aliento, el Espíritu de vida! ¿Qué le faltaba a la iglesia para que la iglesia pudiera funcionar después que Jesús la formó? Era necesario tener el Espíritu. ¿Y cuándo fue que a la iglesia se le impartió el aliento de vida o el Espíritu?

En Hechos el capítulo 2 y versículos 1-3 nos dice que en el día del Pentecostés Dios puso en su iglesia el aliento de vida y ahora como dice el apóstol Pablo en 1 Corintios 12, "todos los miembros del cuerpo comenzaron a funcionar".

¿Están entendiendo lo que estoy diciendo? Así como Dios hizo el cuerpo literal de barro, le dio aliento de vida y el cuerpo comenzó a funcionar, de la misma manera Jesús formó de barro simbólico su iglesia, le puso el Espíritu Santo y ahora la iglesia empezó a funcionar, la iglesia empezó a vivir y los miembros todos empezaron a funcionar. Es decir, el barro representa a la iglesia, simbólicamente hablando. Porque es el cuerpo de Cristo y el cuerpo está compuesto de barro.

Entonces cuando en Daniel 2 dice que va a haber una mezcla de hierro que es el poder político de Roma, el Imperio Romano, se iba a unir con barro, significa que el poder político de Roma se iba a unir con la iglesia.

Es decir, esta Roma iba a ser una amalgama del estado de Roma, del poder civil de Roma, porque hay hierro como en las piernas, ¿con qué cosa? con la iglesia. Es decir, cuando Roma se dividiera en diez reinos, ahora Roma iba a ser una Roma distinta.

Iba a ser una Roma que era al mismo tiempo estado o poder civil, y era también iglesia. Una mezcla de iglesia con el estado. Ahora, eso es muy importante recordarlo porque después vamos a volver a ello.

 

Ahora necesitamos hablar de la piedra. Imagínense ustedes. Tenemos esta estatua. Pasó Babilonia, pasó Medo Persia, pasó Grecia, pasó Roma, Roma fue dividida en diez reinos. Hubo, vamos a ver en nuestro próximo estudio, una unión entre la iglesia y el estado.

Entre Roma civil y la iglesia de Roma cuando se fragmentó o se dividió el imperio Romano. Y esa unión iba a durar hasta que Jesús viniera. Tenemos la piedra.

¿Qué representa la piedra? Bueno, vamos a ver en la Biblia qué representa la piedra. Mateo 21 y el versículo 42. Gracias a Dios que ninguno de estos reinos va a ser el reino eterno. Dice allí lo siguiente: "Jesús les dijo: ¿Nunca leísteis en las Escrituras: La piedra que desecharon los edificadores, ha venido a ser cabeza del ángulo. El Señor ha hecho esto, y es cosa maravillosa a nuestros ojos? Y luego dice en versículo 44, "Y el que cayere sobre esta piedra será quebrantado; y sobre quien ella cayere, le desmenuzará". ¿Quién es la piedra? La piedra representa a Cristo.

La piedra que los constructores rechazaron es Jesús. Ahora, noten que en Daniel y el versículo 34 se nos dice algo muy interesante en cuanto a esta piedra. Dice allí: "Estabas mirando, hasta que una piedra fue cortada, no con mano, e hirió a la imagen en sus pies de hierro y de barro cocido, y los desmenuzó". La piedra fue cortada no con mano.

Ahora ¿qué significa esa expresión "fue cortada esta piedra no con mano"? Vayan conmigo a Hebreos el capítulo 9 y el versículo 11. Vamos a ver qué significa esa expresión "no con mano".

Dice allí, hablando del santuario, pero es la misma expresión: "Pero estando ya presente Cristo, sumo sacerdote de los bienes venideros, por el más amplio y más perfecto tabernáculo", dicho sea de paso es el celestial, "no hecho de manos, es decir, no de esta creación".

¿Quién hizo el santuario celestial? Fue Dios.

Es decir, no fue hecho con manos, con manos humanas.

¿Qué significa entonces que esta piedra no fue hecha con manos?

Significa que no es un reino establecido por los seres humanos, sino que es un reino sobrenatural establecido por Dios.

La piedra que pega en la imagen y desmenuza la imagen representa la segunda venida de Jesús en poder y gloria para destruir los reinos de todo el mundo y para establecer un reino que nunca jamás se corromperá.

Noten lo que dice en Daniel y el versículo 45: "De la manera que viste que del monte fue cortada una piedra, no con mano, la cual desmenuzó el hierro, el bronce, el barro, la plata y el oro. El gran Dios ha mostrado al rey lo que ha de acontecer en lo por venir; y el sueño es verdadero, y fiel su interpretación. Y noten el versículo 44: "Y en los días de estos reyes el Dios del cielo levantará un reino que no será jamás destruido, ni será el reino dejado a otro pueblo; desmenuzará y consumirá a todos estos reinos, pero él permanecerá para siempre".

Ahora, ¿qué lecciones podemos nosotros extraer de Daniel el capítulo 2?

Primer punto, la historia no está fuera de control porque Dios ha revelado exactamente como se iba a desarrollar la historia. ¿Saben que esta visión se está dando 605 años antes de nacer Jesús? ¿Se cumplió este sueño precisamente como lo dijo Dios? Claro que sí.

¿Se levantó Babilonia? Cómo no.

¿Se levantó Medo Persia? Sí.

¿Se levantó Grecia?

¿Se levantó Roma?

¿Roma fue dividida en diez reinos?

¿Y luego se mezcló la iglesia con el estado en esta nueva Roma? Claro que sí.

Es decir, todo se cumplió al pie de la letra y se anunció antes de que sucediera, centenares y miles de años antes que sucediera. Así que yo les pregunto, si todo lo que anunció Dios mucho antes, se cumplió al pie de la letra, ¿podemos tener la seguridad que el último evento se va a cumplir también, la piedra y la montaña? Claro que sí.

El mundo no está fuera de control. Nosotros vemos huracanes como Katrina, tornados como los que pasaron en Indiana, terremotos como el de Pakistán, mas de 80 mil muertos, el Tsunami de Asia, 300 mil muertos, guerras, terrorismo como en Jordania ayer. El gobierno todo fragmentado y decimos, el mundo está fuera de control.

Pero Cristo se sienta en su trono y dice: "Yo les voy a decir exactamente como se va a desarrollar la historia. Yo estoy en control". ¿Y saben que ahora estamos en las uñas de la imagen? ¡Y prontro se realizará ese último gran evento, el último que falta, la Roca para establecer el reino de Cristo Jesús!


Apriete aquí para ir al próximo tema:


Apriete aquí para ir Pagina Principa;

Counter