El Rapto Secreto: ¿Verdad o Mentira?

 

 

El "rapto" es una doctrina protestante relativa al orden de los últimos acontecimientos, y que cree que antes de la Segunda Venida de Cristo, Dios va a "arrebatar" o "raptar" a un grupo determinado de cristianos con el fin de librarlos de la Gran Tribulación bajo el gobierno de Anticristo, llevándolos secretamente al cielo, creando con ello una gran conmoción en la tierra, al darse cuenta que ellos han desaparecido. Luego transcurrirá un período al final de los cuales Jesús volverá nuevamente para salvar a los que no fueron raptados anteriormente y para resucitar a los que durmieron en Él.

Un conocido expositor de esta teoría es Yiye Ávila, quien para explicar el propósito de un rapto secreto lo ilustró con el siguiente ejemplo:

"Es semejante a un agricultor que tiene una finca, y está a punto de recoger la cosecha, pero encuentra que algunos frutos han madurado primero, y dice: He de recogerlos porque podrían caerse y podrían perderse".

 

¿Apoya la Biblia esta teoría?

Para ello es preciso analizar las bases bíblicas que sustentan quienes están a favor y los que están en contra.

Quienes creen que Jesús va a "raptar" a su pueblo, poco antes de su venida, señalan el siguiente orden de los acontecimientos finales:

1.     El Rapto Secreto (1 Tes.4:16,17)

2.     La Gran Tribulación (Mt.24:21)

3.     La guerra del Armagedón (Apoc.16:14,16)

4.     La Segunda Venida de Cristo (Mt.24:30)

5.     El Milenio (Apoc.20:6)

6.     El Juicio del Gran Trono Blanco (Apoc.20:11)

7.     La Eternidad (Apoc.22:3-5)

La posición que apoya el "rapto" se basa fundamentalmente en el siguiente texto, que se encuentra en 1 Tes.4:16,17 :  

"Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. Luego nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor".

Este sólo texto ha sentado toda una doctrina en las iglesias protestantes actuales, que han entendido que el "arrebatamiento" que aquí se menciona tiene lugar antes de la Venida de Jesús, y en segundo lugar, que tendrá un carácter secreto.

 

¿CUÁNDO OCURRIRÁ EL ARREBATAMIENTO?

Podemos encontrar un pasaje complementario al de 1 Tes.4 en 1 Cor.15, que habla de la resurrección de los muertos. Veamos el verso 52:

"...en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados".

 

Si retrocedemos a los versículos 22 y 23 podremos agregar un dato más:

"Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados. Pero cada uno en su debido orden: Cristo, las primicias; luego los que son de Cristo en su venida".

 

En 1 Cor.15 Pablo tiene el propósito de reafirmar la doctrina de la resurrección, señalando que gracias a Cristo los que hayan "dormido" (o muerto) en Él, podrán resucitar. Por ello Cristo es señalado como "las primicias" (vers.20), porque sin su resurrección, nosotros no "dormiríamos" para volver a la vida, sino que moriríamos sin retorno (vers.14).

Según consta claramente de la última parte del verso 23, Pablo señala que los que hayan "dormido" en Cristo resucitarán con ocasión de la VENIDA DE JESÚS, ni antes ni después. En otras palabras, el arrebatamiento sólo tendrá lugar cuando Cristo vuelva, no antes.

Por todo lo anterior nosotros consideramos que 1 Tes.4:16,17 está señalando el orden de los acontecimientos en la Venida de Jesús, ocasión en la que los muertos serán resucitados en un cuerpo incorruptible e inmortal, y luego los que hayan quedado vivos serán transformados del mismo modo, en un abrir y cerrar de ojos, para luego ser "arrebatados" al cielo, a "recibir al Señor en el aire". Es decir, Cristo no pisará la tierra.

 

¿EL ARREBATAMIENTO SERÁ SECRETO?

Si el arrebatamiento tendrá lugar en el momento en que Cristo vuelva, la pregunta que debemos plantearnos es ¿será secreta la Venida de Cristo?

La Biblia nos proporciona referencias bien claras con respecto al Advenimiento y en ninguna de ellas se dice que el arrebatamiento tenga un carácter secreto, sino todo lo contrario, así como Jesús lo señaló en su sermón profético:

"Porque como el relámpago que sale del oriente y se muestra hasta el occidente, así será también la venida del Hijo del Hombre... Entonces aparecerá la señal del Hijo del Hombre en el cielo; y entonces lamentarán todas las tribus de la tierra, y verán al Hijo del Hombre viniendo sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria. Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos, de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro" (Mt.24:27,30,31).

 

En el Apocalipsis, Juan, sin duda tenía en mente la misma escena recién descrita:

"He aquí que viene con las nubes, y todo ojo le verá, y los que le traspasaron; y todos los linajes de la tierra harán lamentación por él. Sí, amén" (Apoc.1:7).

 

Además debemos recordar los pasajes de 1 Tes.4:16 y 1 Cor.15:52 que dicen claramente que Cristo vendrá "con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios", lo que hace imposible que el suceso sea secreto.

 

De estos textos se deduce que la Venida de Cristo tendrá como características que:

1.     Será universal

2.     Será visible

3.     Será audible

4.     Su venida será con las nubes

5.     Resucitarán los que hayan muerto en Cristo.

6.     Resucitarán también, los que traspasaron a Jesús

7.     Los impíos se lamentarán

 

Alguno se preguntará ¿por qué resucitarían los que traspasaron a Jesús? En Zacarías 12:10 Cristo declara:

"...y mirarán a mí, a quien traspasaron, y llorarán como se llora por hijo unigénito, afligiéndose por él como quien se aflige por el primogénito".

Sin embargo, como Dios revestirá de inmortalidad sólo a su pueblo, los impíos sólo serán resucitados para ver volver a Cristo, pues sus cuerpos mortales no resistirán la gloria de Dios, de modo que volverán a morir. Por eso el profeta Daniel declara que en aquel día:

"...muchos de los que duermen en el polvo de la tierra serán despertados, unos para vida eterna, y otros para vergüenza y confusión perpetua" (Daniel 12:2).

Este versículo claramente dice que "muchos" serán despertados, es decir, que habrá un grupo que no resucitará. La Biblia declara que resucitarán los justos (con un cuerpo incorruptible) y los impíos que hayan traspasado a Cristo, en consecuencia, el resto de los impíos permanecerá en su tumba.

Respecto al hecho de que los impíos morirán al no poder soportar la gloria de Dios, Pablo toma el ejemplo del anticristo:

"Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida; inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos" (2 Tes.2:8,9).

 

Como vemos, es abundante la evidencia bíblica con respecto a la visibilidad de su venida, y por ende, del arrebatamiento de la iglesia.

Lamentablemente, algunos en su esfuerzo por encontrar alguna base bíblica que apoye el "rapto secreto" dicen que cuando Pablo declara que "el día del Señor vendrá como ladrón en la noche" (1 Tes.5:2), se estaría implicando que vendría en secreto. Pero si uno mira el sentido del pasaje a la luz de las palabras de Cristo, registradas en Mateo 24, se dará cuenta de que se hace referencia a lo SORPRESIVO que resultará dicho suceso para los impíos, porque no estará preparado como lo está la iglesia:

"Pero sabed esto, que si el padre de familia supiese a qué hora el ladrón habría de venir, velaría, y no dejaría minar su casa. Por tanto, también vosotros estad preparados; porque el Hijo del Hombre vendrá a la hora que no pensáis" (Mt.24:43,44).

 

Es en este sentido en que deben entenderse los versículos 40 y 41 que también pudiesen sugerir problemas:

"Entonces estarán dos en el campo; el uno será tomado, y el otro será dejado. Dos mujeres estarán moliendo en un molino; la una será tomada, y la otra será dejada".

Estos versículos son una metáfora con el fin de ilustrar los dos grupos del tiempo del fin: aquellos que estén preparados para su venida, y aquellos que no (véase el vers.42). Compárese con Mt.25:32,33.

 

OTROS ARGUMENTOS

A pesar de que la evidencia es clara, no está de más señalar algunos argumentos adicionales en contra de la teoría del "rapto secreto", por ejemplo:

·         2 Tes.2:1-3 declara que los justos se reunirán con Cristo después de la aparición del anticristo, y no antes, como se enseña en el llamado "rapto secreto anterior a la tribulación"

·         Mt.24:29-31 dice que la Venida de Cristo tendrá ocasión "después de la tribulación".

 

Como conclusión, Dios jamás separa los acontecimientos de la resurrección y su Advenimiento en dos épocas distintas, sino que declara que ambos sucesos ocurrirán en un solo momento, y que será un fenómeno visible, maravilloso, inimaginable, e infalsificable.

Nuestra meta es, pues, prepararnos para que aquel día no nos encuentre desprevenidos, y podamos ser arrebatados junto con aquellos fieles que hayan vivido alguna vez en la tierra y que hayan bajado al descanso en el Señor.

 

Favor de ir a la pagina principal